Tres millones de euros para estudiar la energía geotérmica en Ourense

0
30

Un proyecto promovido por el Concello de Ourense para estudiar las posibilidades de la energía geotérmica como renovable y utilizable en ejemplos concretos contará con una financiación de 2.870.000 euros, al haber sido aprobado por el Comité de Seguimento do Programa de Cooperación Europea Espacio Atlántico.

Este proyecto GEOAtlantic lo había presentado el Concello de Ourense en mayo del 2016 y en verano del año pasado fue seleccionado de entre 425 propuestas para desarrollarlo con una propuesta íntegra. A la selección final llegaron 44 proyectos de toda Europa y en la reunión celebrada por el comité en Oporto el 4 y 5 de mayo se eligió la iniciativa ourensana.

De los 2.870.000 euros de presupuesto para desarrollar este estudio, un 75 % corresponden a fondos FEDER, que subvencionan propuestas de cooperación entre organizaciones de regiones de la costa atlántica europea. Con este presupuesto se pretende estudiar qué posibilidades hay de desarrollar la energía geotérmica para utilizarla como fuente energética renovable. También se impulsarán proyectos que demuestren su utilización.

Hasta ahora, su uso se reservaba para balnearios y puntualmente para instalaciones públicas. Con este estudio, se quieren buscar utilidades más extensivas para este recurso como para calefacción o aire acondicionado o para la producción de electricidad, informaron desde el Concello de Ourense. En los trabajos se analizarán los recursos geotérmicos disponibles además de innovaciones para explotarlos.

Se visitarán experiencias en las que se utilizó está energía con éxito y se harán acciones informativas enfocadas a dirigentes políticos, consumidores, empresas, profesionales o asociaciones de vecinos. Otro aspecto es buscar el desarrollo de iniciativas empresariales relacionadas con la geotermia. Según el Concello, se llevarán al mercado nuevas tecnologías, con servicios de apoyo a emprendedores y pymes.

Ourense ya está incluido en el primer «ecobarrio» que se desarrollará en España. Es un proyecto de la Xunta que se llevará a cabo en A Ponte para conseguir el ahorro energético para veinte mil vecinos y 35 edificios públicos.

El proyecto también prevé poner en marcha un centro de recursos para promover el uso de esta energía en barrios y edificios. La iniciativa durará 36 meses y en ella participan como socios del consorcio instituciones de España, Portugal, Reino Unido, Francia e Irlanda.