Los usuarios siguen teniendo problemas a la hora de cambiar de compañía de electricidad y gas

0
63

Comprobar como siguen existiendo casos en los que las empresas de electricidad y gas no pueden acreditar el consentimiento de algunos clientes al cambio de compañía es una de las conclusiones a las que ha llegado la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) en su Informe sobre la supervisión del efectivo consentimiento del consumidor al cambio de comercializador.

En calidad de responsable de supervisar el cumplimiento de la normativa y de los procedimientos que se establecen en los procesos de cambio de comercializador, la CNMC ha podido comprobar que existen beneficiarios del bono social que han perdido su derecho a percibirlo a raíz de un cambio de compañía.

La Comisión, que entre otras funciones se encarga de verificar que los consumidores otorguen su efectivo consentimiento al cambio de comercializador en los sectores de electricidad y del gas natural, realizó este estudio entre el periodo comprendido de julio de 2017 a junio de 2018, en el que se realizaron 2,83 millones de cambios de comercializador en el sector eléctrico y 0,74 millones de cambios en el sector gasista.

Como punto de partida, contó con varias muestras estadísticas y la documentación que acredita el consentimiento del consumidor al cambio, solicitando referencias y acreditaciones del consentimiento dado en relación a más de 4.000 cambios.

Un análisis posterior reveló que en el muestreo realizado en 1.560 cambios en el sector eléctrico las dudas de acreditación se sitúan en un 3,9% de los casos, mientras que el porcentaje de los otros 1.610 del sector gasista se elevan a un 6,6%.

Sin consentimiento o engaño

La fase posterior se focalizó en los casos que registraron cambios atípicos y con contrataciones sin consentimiento o con engaño, detectándose en esta área cambios no acreditados superiores a los de la primera fase, medidos sobre una muestra total de 800 contrataciones.

La evidencia es que el 0,7% de los cambios producidos en el sector eléctrico no fueron acreditados, registrándose una tasa de cambios dudosos muy superior (37%) y resultando significativos los casos detectados en usuarios con derecho a bono social y que perdieron esta prestación al cambiar de compañía (59 casos).
A destacar en el sector gasista que el 1,5% de los cambios de compañía no acreditó el consentimiento, mientras que la tasa de cambios dudosos fue del 3,5%.

En base a estos resultados, señalar que, durante los años 2017 y 2018, se han tramitado 130 y 157 expedientes informativos, respectivamente, derivados de denuncias de consumidores por cambios de comercializador sin consentimiento. Y es que la CNMC insiste en que las comercializadoras de electricidad y gas natural deben cumplir los requisitos fijados por la Ley cuando formalizan sus contratos, en especial cuando se trata de consumidores vulnerables.

Además, argumenta que el Real Decreto-ley 15/2018, de 5 de octubre, de medidas urgentes para la transición energética y la protección de los consumidores, ha prohibido las ventas en el domicilio, salvo que exista petición expresa por parte de los consumidores y sea por iniciativa suya.