ABB y Volvo colaboran en el lanzamiento de los autobuses eléctricos más al norte del mundo

0
17

ABB ayudará a ofrecer una solución de transporte público sostenible para el norte de Noruega que reducirá las emisiones en casi 2200 toneladas de CO2 anuales, equivalentes a las emisiones de unos 1200 coches de pasajeros.

Impulsada por el ayuntamiento del condado de Nordland, la iniciativa reestructurará los servicios de transporte municipal del condado en autobuses y ferris. A partir del 1 de julio de 2021, las líneas de autobuses urbanos en Bodø solo prestarán servicio con autobuses alimentados por batería eléctrica.

La medida apoya el objetivo de Noruega de reducir entre un 50 y un 55 por ciento las emisiones de gas invernadero para 2030.

«La transición a los autobuses eléctricos reducirá sustancialmente las emisiones del transporte público», dice Bent-Joacim Bentzen, concejal municipal de transporte del condado de Nordland.

Según los cálculos de la compañía de consultoría Rambøll, los ahorros en emisiones equivaldrán a 1200 coches diésel, o una reducción de casi un millón de litros de gasoil anuales. Además, los autobuses eléctricos producirán un gran impacto en el entorno urbano, por ejemplo reduciendo el nivel de ruido.

«Este es el mayor proyecto de sostenibilidad en transporte por carretera del norte de Noruega. Es importante tanto para la región como para nosotros», dice Anders Mjaaland, director ejecutivo del Grupo Saltens, propietario de Nordlandsbuss, encargada de las rutas a partir del próximo verano.

Volvo proporcionará 31 autobuses eléctricos, 17 Volvo Electric 7900 de 12 metros y 14 autobuses articulados Volvo Electric 7900 de 18,7 metros. Están equipados con baterías de 264 kWh y 330 kWh, respectivamente.

«Hasta la fecha, este es el mayor pedido de autobuses eléctricos para Volvo Noruega y al mismo tiempo nuestro primer pedido de un autobús articulado eléctrico», dice Svenn-Åge Løkken, director de marketing de autobuses en Volvo Noruega.

Las estaciones de carga de ABB se instalarán en la primera mitad de 2021. Los autobuses eléctricos se cargarán con pantógrafos de 450 kW, una solución modular para carga de alta potencia de vehículos pesados. Los cargadores usan el estándar OppCharge, una interfaz abierta para recargar autobuses a través de una conexión automática en el techo.

«Esta es otra contribución importante a la revolución del transporte ecológico. Demuestra que la electrificación del transporte por carretera en áreas muy frías del Ártico es una solución viable», dice Gøran Salomonsen, director ejecutivo de ABB Electrification Norway AS.

Los autobuses pueden pueden recargarse en un tiempo de entre tres y seis minutos en estaciones de carga de sus recorridos. Los cargadores de ABB, forman parte de la oferta de ABB Ability en servicios y soluciones digitales para todas las áreas de negocio, y proporcionan conectividad web que permite a los operadores de red realizar la configuración y supervisión remota de los puntos de carga, minimizar las interrupciones y aumentar la eficiencia.